Clelia Hidalgo / El Sol de México

La cálida tarde de ayer sirvió para recorrer las tres salas del Museo de la Caricatura, en el Centro Histórico de esta ciudad, donde se alberga parte del trabajo y una pequeña colección de instrumentos con los que elabora sus cartones y diversas publicaciones también en revistas y libros, en intenso, humano y pleno homenaje al maestro Eduardo Gómez.

Él inició su carrera como caricaturista, luego de observar la función social que tenía este trabajo, también periodístico. “El nene”, como en un principio se firmó, hizo sus primeros dibujos en una oficina que daba servicios periodísticos; el dueño, un escritor de humor le dio empleo y fue así como Gómez Sánchez, hoy caricaturista de El Sol de México, entregó varias tiras cómicas con diferentes nombres.

La firma “El nene”, fue una creación que Gómez hizo con la mano izquierda para aparentar que era un dibujo de niños y tanto en personaje, como en trazo gustó al público. Sin embargo, “los problemas sociales no se reflejaban bien con un dibujo así; fue ahí donde cambié el estilo”, nos evoca el maestro.

La honradez, el trabajo, la honestidad para criticar y exponer “sin que prive el hígado de por medio”, son las principales enseñanzas que Eduardo Gómez ha dejado en estos 25 años de trayectoria como dibujante de esta parodia social y política, así como “no dejarme llevar por el golpeteo, ser imparcial y enterarme mucho”, confía.

En aquella oficina donde comenzó su labor como caricaturista conoció a varios compañeros, entre ellos Rius, Matus y David Carrillo, que en paz descanse, -comentó Eduardo-  quien lo invitó a formar parte de la expresión en trazo de El Sol de México; y así es hasta hoy día. Eduardo Gómez sigue realizando sus trazos en papel –porque así lo disfruta mucho- y envía por correo; pero dejó claro que con la modernidad y este mundo que gira, ya es hora de continuar su trabajo mediante dispositivos electrónicos.

Este homenaje al caricaturista se realizó en el marco del 29 aniversario del Museo de la Caricatura, en Donceles 99 con la Sociedad Mexicana de Caricaturistas, por lo que “fue un excelente momento para reconocer y homenajear a Eduardo Gómez, fundador de la sociedad y del museo, también considerado como secretario honorario de esta asociación”, dijo Marcos Cruz Morales, caricaturista en el Diario de Xalapa y presidente nacional de la sociedad de caricaturistas.

Con excelente actitud y gustoso por recibir este homenaje a su trabajo, Eduardo Gómez disfruta y aprecia todo lo recibido, porque la caricatura es un mundo muy bonito, tanto por el poder de opinar y tener la responsabilidad de ser visto, gracias a Organización Editorial Mexicana, la cadena de periódicos que ha abierto las puertas a su expresión

._DSC0265

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.